Mis juguetes favoritos de McDonald’s (vol 1)

He comido suficientes Happy Meals como para sentir nostalgia por los juguetes de entonces. No es que las hamburguesas de McDonald’s fueran mis favoritas, pero sí que lo fueron sus regalos de Happy Meal. No quiero menospreciar los de la cadena rival, mi avatar es prueba de ello, pero nunca han estado al nivel McDonalds’s.

Mi amor por los regalos de Happy Meal se remonta a mi infancia cuando abrieron el restaurante en el centro comercial al que ibamos a comprar los sábados. Justo a la entrada, camino al Continente se encontraba el McDonald’s (llámales tontos a los que compraron la franquicia), y no era el olor a patatas fritas lo que hacía girar mi cabeza, sino el aparador con la muestra de la colección de juguetes del Happy Meal del mes. It’s a trap!

A partir de ese momento la hora y media de compra se convertía en una tortura para mi pobre madre. Como un disco rallado pedía un Happy Meal entre filetes y comida congelada. Mi madre a veces claudicaba y salía del centro comercial con mi cajita feliz llena de Nuggets, patatas fritas y un juguete, pero muchas otras no. Si tengo que agradecerle algo a mi madre era no inflarme a fast food porque si por mi fuera habría muerto de un ataque temprano de corazón.

Pero como ya sabéis, crecí entre juguetes y entre ellos habían decenas de McDonald’s. ¿Cómo podía ser que tuviera tantos juguetes si apenas comía en el restaurante?  Mi vecina trabajaba en ese restaurante. ¡BOOM! Gracias a mi vecina tuve colecciones completas de los mejores juguetes de McDonald’s. Imaginaos lo que significaba para mí, que me parecía que mi vecina tenía el mejor trabajo del mundo (sic).

Y ahora que os he puesto en contexto y me he justificado ante mi colección desmesurada y obsesiva de juguetes de Happy Meal os voy a hablar de mis favoritos, de algunos claro, que esto da para unos cuantos posts.

Los Pequeñecos (1986)

Una de las colecciones más queridas por los fans de estos juguetes (sí, hay fans). Aprovechando el éxito de la serie de animación, Mcdonald’s lanzó una promoción de cuatro figuras en Europa que constan de Gustavo, Fozzie, Gonzo y Peggy, en cambio en Australia constaban de cinco, añadiendo a Animal (algún día serás mío). Muy cotizada en la actualidad ya que haber conservado figuras y vehículos es de una educación ejemplar.

Sonic The Hedhehog (1995)

En plena Sonicmanía McDonald’s ayudó un poco más a la popularidad de Sega con esta campaña. Basada en la serie de animación americana producida por DIC y emitida en nuestras tierras por Antena 3, esta línea de juguetes consta de: Sonic, el cuál al apretar un botón sale disparado como un coche de Hot Wheels; Tails, que al tirar de la cuerda gira como una peonza; Knuckles, que al hacerlo rodar gira sobre sí mismo; y el Dr. Robotnik que se camina al darle cuerda. Muy celebrada entre los fans y asequible de conseguir gracias a su popularidad en la época.

Animaniacs (1993)

Los hermano Warner también fueron regalos de Happy Meal. ¡Y hasta en dos ocasiones! La poco reivindicada serie de Steven Spielberg tuvo esta colección en Europa que consta de cuatro cochecitos: Wakko, que pedalea al moverse; Dot, que hace subir y bajar el helado al pedalear; los tres hermanos y los palomos, que simplemente pedalean. Desconozco porque de entre todos los personajes, se descartó a Pinky y Cerebro, cuando existe en la versión americana. Esta colección es extremadamente fácil de conseguir, algo que no se puede decir de la americana, conformada por ocho piezas. Si la incluyo entre mis favoritas es por que adoro los Animaniacs.

Y hasta aquí la primera parte de este post. ¡Os espero en el siguiente! ¿No os ha venido un olor a patatas fritas y McNuggets así como de golpe?

1Comment

Post A Reply to Nostalgia Pop | MIS JUGUETES FAVORITOS DE MCDONALD’S (VOL 2) Cancel Reply